TERCER DÍA: TODO ESTA EN LOS LIBROS. LEON, SAHAGÚN Y URUEÑA

Entrevistas matutinas con El Norte y el ABC, o de cómo responder diez y seis veces a la pregunta “¿con quien pactarán ustedes?” He de reconocer  que una de las entrevistadoras cuando iba por el quinto intento de sacarme el titular que le habían encomendado se rindió y definitivamente le entró la risa. Siempre es un placer ese combate de esgrima que se produce entre quien busca legítimamente un titular y quien defiende la autonomía necesaria para poder gestionar luego, de manera razonable, la voluntad popular.

Son los ciudadanos quienes deben decidir entre todos los partidos y es necesario mantenerse como una opción diferenciada y con voluntad de mayoría para que ellos decidan sobre nuestras propuestas y no sobre las del otro. Ya dirán ellos a quien prefieren y ese será el momento de interpretar su voluntad.

Hacemos después esas fotos que les encantan a los chicos de la prensa, con un balón de rugby o una bicicleta. El caso es que parezcas un ser humano. Embarcamos a León donde espera una tercera entrevista en León Digital y después a presentar candidatos y a la feria del libro. Allí nos esperaban Paco Sosa Wagner y Mariangeles su mujer, con quienes siempre es posible pasar un buen rato de conversación inteligente y ácido humor británico.

Damos un rápido paseo y aprovecho para volver a comprar dos ejemplares de la revista que dirige Savater. No está de más reflexionar de vez en cuando más allá de lo inmediato. Contesto a los chicos de la prensa y les afirmo nuestra voluntad de incentivar la lectura y el mundo del libro. Gracias a ellos, a los libros, uno puede viajar sin salir de casa, conocer el pasado y adquirir una visión crítica sobre las cosas. La imprenta y la libertad son dos realidades íntimamente unidas. No hay libertad sin cultura.

Mario conduce la furgoneta camino de Sahagún en pleno Camino De Santiago y en el centro de nuestro mundo rural. Allí están otra vez nuestros candidatos. Esos que son el valor encarnado. Se enfrentan a la crítica cercana de sus pueblos, a las maniobras de quienes después de tantos años de poder creen que los pueblos de Castilla y León son de su propiedad. Hombres y mujeres curtidos en la dura vida del campo que dan un paso adelante en favor de la libertad y la regeneración.

Carlota me corta con elegancia el discurso porque tenemos que salir corriendo a destino. El cabezazo somnoliento de algún miembro de nuestra caravana me recuerda que las 4:30 es la hora de Morfeo y no la de Cicerón.

De nuevo a la carretera hasta el borde de los montes Torozos. Allí nos espera Urueña. Una ciudad amurallada que se asoma a la tierra de Campos. Desde sus almenas se observa la extensa manta de cuadros verdes y amarillentos que limita al norte con los Picos de Europa. Nuestra candidata nos enseña toda la villa del libro y aprovechamos para manosear ejemplares en sus templos de encuadernaciones viejas y gastadas. Allí encuentro dos tesoros sobre la filmografía de John Ford que acaban en  mi bolsa de viaje. Después una breve charla entre compañeros, queso y clarete. Fidel y Tamara, dos libreros asentados en ese pueblo, de cuento y de cuentos, me explican sus vicisitudes y sus propuestas. Dos vidas también literarias de quienes se han pasado largos años fotografiando y relatando las miserias del ser humano.

El Pucela va ganando , según informa la radio. Es hora de salir camino de la Plaza Zorrilla a celebrarlo. Mañana será otro día.